domingo, 27 de julio de 2014

QUIERO SER IMPORTANTE!



Hoy en día se hace un particular énfasis en ser RELEVANTE / IMPORTANTE, y eso NO está mal! De hecho esta bien! Creo que es bueno querer ser, o tener, influencia (si a esto llamamos ser relevante o importante, por ejemplo), y creo que dentro nuestro hay habilidades y un potencial que podemos explotar para hacer y alcanzar muchas cosas y personas.
Ahora, si vamos a la frase puntualmente, y lo pensamos en el contexto y con el sentido que tiene, tenemos que ser realmente autocríticos, y tomarnos unos minutos para pensar en la sociedad, en la gente a nuestro alrededor, trabajos, estudios, congregaciones, y creo que veremos que realmente puede ser un "problema" el querer ser importantes si no tenemos presente otros aspectos, como el ser útil...
Pensaba e intentaba analizarme -no se si alguna vez lo hiciste contigo mismo-, y miraba situaciones que han estado sucediendo a mi alrededor, en amigos, y aún en el mundo.
El ser importante y relevante ha cobrado, creo yo, un sentido un tanto peligroso si no es puesto a la luz de otros, a la luz de nuestro futuro y el de más gente. Pero más importante aún, a la luz de Dios y de sus propósitos.

Por ser importantes muchos creen que tienen o que pueden pasar por "encima" de otros, creen que "jugar sucio" es válido para lograr ascender, conseguir algo, etc. Hay luchas de poder que se  tornan en "guerras", sean estas bélicas o de convivencia del diario vivir. Y aun con las mejores de las intenciones podemos estar dejando de considerar puntos importantes. Quizás estás, o estamos, buscando algo bueno para nuestra vida. Quizás queremos ser "alguien" profesionalmente hablando, ministerialmente, en algún lugar, o sentimentalmente para alguien, y no nos hemos dado cuenta, o lo que es peor, no nos ha importado, el ver que quizás hay gente que se ha sentido ofendida a nuestro alrededor por malas actitudes que hemos tenido. O que tal vez no solo estamos en este camino llamado vida para lograr algo como un punto cumbre, sino que día a día vamos construyendo este andar, y que hay gente y cosas que necesitan nuestra atención, nuestro... corazón.

Pensaba... 
Si somos útiles, seremos por defecto importantes y relevantes , en mayor o menor medida, pero lo seremos.  
Si en medio de nuestros proyectos y metas, los cuales están bien y debemos tenerlos, tanto personales como congregacionales, podemos hacer alguna diferencia para bien en la vida de otros, o en situaciones que se nos presentan, o que tal vez Dios tenga preparado para nosotros, seremos relevantes.

Miremos el ejemplo de Jesús rápidamente:
Siendo Dios, se hizo hombre para venir a este mundo y cambiar el rumbo de la humanidad, para enseñarnos y darnos acceso al Padre, y poder alcanzar la salvación de nuestra alma (entre otras cosas). Jesús sí que es relevante e importante, pero teniendo todo, no tomó esto como algo a lo cual aferrarse, quedarse agarrado, si no que se dio a si mismo para ser ÚTIL*, y lograr lo que consideraba de GRAN valor, lo que consideró más importante que su propia vida!
No vivió lejos de la gente, ni ajeno  para lograr su "gran objetivo": llegar a la cruz, como muchos mal predican. Él vivió con la gente, se detuvo y ayudó, cambió vidas con sus palabras, pero por sobre todo con su ejemplo, acciones y poder. 

Si vos decís "- Yo quiero ser importante.", o, "- Yo quiero ser alguien relevante y de influencia.", buenísimo! Yo también quiero! 

Acá van unos puntitos a reflexionar con cariño y respeto:
1- Ya somos importantes. Nuestro valor y relevancia no está en lo que alcancemos necesariamente, sino en tu persona y en el valor que Dios ya nos dio al morir por nosotros. Valés lo que Él dice que valés...
Sí, ya se, quizás te referías a lo que hablábamos, influencia, metas; está bien, sigamos...
2- Tenemos que comenzar a ser relevantes y de influencia con y para nuestros próximos... no?.  Amigos, familia, gente con la que compartimos tiempo aunque no sean de nuestro mayor agrado incluso. Empecemos con lo que tenemos.
3- Busquemos ser útiles en el "CAMINO A" lograr lo que nos hemos propuesto.
4- Busquemos ser útiles EN o CON las metas que nos proponemos, sean cosas, sea con personas, o en metas ministeriales, y no solo busquemos llegar, hacer algo que nos gusta, o que nos quieran.
5- Recordemos tomar tiempo para pensar, evaluar nuestras actitudes. Si como yo, tenes a Jesús en tu vida, además pedile que te examine y te ayude a ver en que podés y debés mejorar, conocé que alegra su corazón, y empezá a dejar que eso empape tus metas y sueños. Seguro vas a ser útil e importante.
6- Que a la primer persona que busques "impresionar" o satisfacer sea a Dios (aunque Él te acepta como estás, pero te ama tanto que NO quiere dejarte como estás, por tu bien). La gente siempre falla, fallamos, la gente tiene buenos deseos, tenemos, pero a veces eso no alcanza.  
7- Buscá cosas de tu interés y averiguá, quizás tenes amigos y gente que pueda ayudarte; rodeate de gente que tiene intereses en común para alcanzar lo que anhelás. (Eso es bastante lógico aunque a veces no es tan simple. De paso te cuento que lo he leído bastante últimamente en varios libros. Tengo que seguir trabajando mucho en lo personal).

Por último, si nunca pensaste en estas cosas ni en ser importante, tomate un tiempo en pensar en la frase de la imagen y en cómo estás viviendo, qué actitudes te caracterizan, y quizás te des cuenta que sos útil, o que querés serlo si no lo estas siendo. Tal vez te des cuenta que estabas buscando ser importante para algo o alguien; lo más seguro que lo estás buscando PARA VOS MISMO...! Y quizás no estabas siendo útil más allá de vos... Tenemos que seguir aprendiendo!

Y si sos como yo, te sentís que estás caminando, intentando, y algunas cosas aun te cuestan más que a otros, vamos! Ánimo; con la ayuda de Dios y disciplina vamos a avanzar!

Si estás leyendo este artículo o cualquier otro en este blog, para mi es importante! :). Gracias por compartir, y espero pueda ser ÚTIL para vos!

Abrazo
Lienzo_Li

Aclaración:Se entiende que intento explicar una idea, y no quiero decir que Jesús no fuera útil antes de morir por nosotros. De hecho, utilizo el término ÚTIL porque así está en la frase de la imagen y para ilustrar un concepto, pero Dios no es útil o inútil, no sería el atributo más representativo si se quiere.

2 comentarios:

  1. Genial! Muy bien plasmado :) gracias sos útil para mi abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahh muchas gracias!, me alegra saberlo!
      Otro abrazo

      Eliminar